La quinta pantalla en busca de conquistar al consumidor en el punto de venta

Aunque generalmente hemos hablado del digital signage como "La Cuarta Pantalla", así se desprende del Libro Blanco del Digital Signage de IAB Spain, en el especial de El Publicista podemos ver el titular "Digital Signage es la Quinta Pantalla". Para unos detrás de la TV, el PC y el Móvil viene el Digital Signage. Para otros, la Tablet se cuela en medio y es un soporte más, aunque no deja de ser móvil...

El especial de El Publicista (puedes consultarlo aquí) desgrana la opinión de diferentes profesionales del sector, que lo abordan con un enfoque publicitario y/o comunicativo. Conducidos por las reflexiones de Teresa García, los principales temas son:

  • El papel de este soporte en el panorama de medios
  • Los contenidos (eterna cuestión...)
  • Real time insights
  • Posibilidades tecnológicas


Por mi parte te dejo también con algunas reflexiones propias, y espero que el especial te resulte útil e interesante

Objetivos y retos del digital signage

Considero que los objetivos del digital signage pasan en primer lugar por un adecuado posicionamiento del medio, tanto en su función en publicidad exterior, como en su función en el punto de venta. Una posición que se debe alcanzar a través de soluciones profesionales específicamente pensadas para el digital signage. A partir de aquí el siguiente objetivo radica en ser relevante para el público (si, el muy manido “content is king”, que en este medio todavía no nos lo creemos) y a continuación fomentar la interactividad o mover a la acción. Uno de los grandes retos por tanto radica en estrategias publicitarias y de comunicación que pensemos adecuadamente para estos soportes, entendiendo que tienen su propio lenguaje audiovisual que se adapta a un entorno y un receptor en un momento concreto y con una capacidad de atención determinada.

Contenidos más interesantes o más interactivos
Es un poco pronto para disponer de un histórico de contenidos que generan mayores tasas de interacción con el público. Más que el tipo de contenido, es el concepto publicitario y la sencillez de entregarlo al público lo que hace que la campaña sea más o menos interactiva. Muchas veces nos centramos en grandes desarrollos tecnológicos que permiten interacciones múltiples, pero que a la hora de la verdad resultan difíciles de entender para el consumidor o requieren demasiada atención. Idea clara, incentivo definido y atractivo y una puesta en escena visual y adaptada al entorno donde se va a emitir son algunas de las principales claves para mover a ese público a la acción.

Compromiso de los anunciantes y marcas con el medio
A nivel publicitario la inversión cuenta con un crecimiento anual claro. No es una cifra suficientemente atractiva para el mercado, por lo que podemos considerar que todavía ven al medio como un medio de “pruebas”. De todas formas en entornos como el metro, aeropuertos y similares sí hay una mayor conciencia, aunque la visión sigue siendo más hacia el out of home tradicional que hacia el digital. La originalidad en las campañas todavía se está adoptando de forma timida, para las posibilidades de segmentación, horarios, temperatura, estacionalidad, etc que ofrece el medio.
Los datos del estudio DBCI (Digital Signage Business Climate Index) que publicamos bimensualmente desde OVAB Europe, muestran que el mercado del digital signage en España ha experimentado un gran crecimiento en los últimos 8 meses, y España se situa a la cabeza de Europa en expectativa de crecimiento en este semestre. Las grandes marcas han apostado por él en entornos como retail, supermercados, moda o incluso sectores financieros y de seguros. En estos entornos el digital signage es eminentemente corporativo, pero con un enfoque de punto de venta que lo convierte en una nueva ventana digital para estas marcas en sus propios establecimientos.