Nueva York experimenta con cabinas telefónicas interactivas

El mobiliario urbano de las grandes ciudades cada vez se vuelve más digital e interactivo. Ya no sólo la publicidad exterior transforma los soportes en grandes pantallas, sino que elementos de uso habitual de los ciudadanos aportan mayor servicio a través del digital signage.

La iniciativa surge esta vez desde Nueva York, donde se comienzan a probar nuevas cabinas de teléfono táctiles. 250 cabinas contarán con una pantalla táctil en las que los ciudadanos y turistas accederán a información en 10 idiomas tal como: transporte local, restaurantes, compras, museos, lugares a visitar, eventos y otras actividades de ocio relevantes. Valoran también la posibilidad de llamar a través de Skype o utilizar el correo electrónico, aunque con ciertas restricciones. 

El objetivo del proyecto es analizar el uso de estas 250 cabinas para conocer las funcionalidades y necesidades que los ciudadanos muestren durante su experiencia con la pantalla. Nueva York cuenta con más de 10.000 cabinas, por lo que esta primera referencia servirá como piloto para tener un modelo de cabina del futuro y una nueva forma de información y participación de los ciudadanos a través del mobiliario urbano. ¿Encontraremos caminos creativos para que las marcas interactuen y aporten también una nueva experiencia en la calle?