Mercedes Benz en busca de la interactividad y cercanía con la marca

La tienda de Mercedes Benz en Champs Élysées de París permite a la marca acercarse al público y evolucionar el posicionamiento hacia el público joven. En un lugar donde además la competencia de Renault, Peugeot o Fiat es fuerte y quizá más cercana a ese perfil de consumidores.

Parte de la estrategia de Mercedes pasa por una mejor imagen tecnológica, que buscan desde el escaparate donde proponen al público interactuar con el contenido de una pantalla a través del reconocimiento gestual de kinect. El interior de la tienda cuenta también con otros soportes digitales, pero dirigidos estos a reforzar la escenografía de la tienda y emitir contenidos relacionados con la emoción y experiencia de la marca. La interactividad, el entretenimiento y el juego son tres estrategias fundamentales para aportar valor en digital signage y ser relevante para el cliente. Un consumidor que ha cambiado totalmente su forma de consumir contenidos, y que por tanto debemos entender desde este punto de vista a la hora de plantearnos un canal de digital signage.