JCDecaux reinventa el Metro de Barcelona con nuevos soportes digitales

El metro de Barcelona vive un momento de cambio, todavía inicial, en algunos de sus tradicionales soportes de publicidad de papel. JCDecaux comienza a renovar sus soportes de publicidad exterior para introducir nuevos displays digitales que sin duda aportan un aire nuevo a su parque de soportes y recorridos.

Hace unas semanas JCDecaux y ClearChannel reconocían en The Economist que su porcentaje de soportes digitales apenas alcanzaba el 5% del total, a pesar de ser muy interesantes para las ventas, con cerca de un cuarto del total. Una cifra todavía ridícula pero que, vista de forma positiva, augura un futuro prometedor ante la evidencia de que los porcentajes actuales cambiarán considerablemente en favor del digital out of home.

En el metro de Barcelona podemos encontrarnos con los nuevos soportes en Plaza Catalunya, donde JCDecaux ya ha ubicado un buen número de muppis digitales que contrastan en muchas ocasiones con sus primos del papel. El concepto que la comercializadora quiere transmitir es claro: Innovación, Creatividad, Digital e Interactividad. Han puesto el listón muy alto en esta apuesta, especialmente si nos quedamos con el último término, ya que los desarrollos actuales en la T1 de Barcelona, T4 de Madrid o en Estaciones de AVE, apenas incitan a la interactividad y los contenidos son igualmente estáticos (algo que desaprovecha totalmente la posibilidad dinámica que el público espera ver en la pantalla).

En la imagen, podemos comparar digital y tradicional al mismo tiempo. ¿Será buena convivencia?

Estoy seguro de que estas cuestiones se salvarán en cuestión de tiempo, y a medida que los anunciantes y agencias comprendan qué les ofrece el medio podrán invertir tiempo y contenidos en busca de un buen impacto. Eso sí, serán exigentes y nos pedirán datos, y el número de viajeros o las afluencias probablemente se queden cortos si queremos ser parte de la planificación en medios digitales. La noticia de estos nuevos soportes es un buen indicador para el desarrollo de digital signage en España; de esta forma comenzamos a renovar la publicidad exterior y aportarle el aire digital del que ya goza en otras capitales europeas. Esperemos que España pueda aportarle la creatividad e interactividad que todavía falta en el medio.