Las olas del mar puede atraer miradas y envolverte en nuevas sensaciones de marca


Conseguir que un escaparate llame la atención, comunique valores de marca y nos envuelva en una nueva sensación es algo cada día más complejo. Gracias a sistemas digitales, proyectores o pantallas, podemos sumergir al cliente en nuevas sensaciones acordes con la marca siempre y cuando utilicemos la creatividad.
Hollister, del grupo Abercrombie & Fitch, ha apostado por emocionar y causar sensación en su tienda de la Quinta Avenida en NY. Tras las intensas nieves, traen el aire de California (lugar de nacimiento y valor principal de la marca) a través de proyecciones de la playa Huntintong Beach, al sur de California. La proyección combina el vídeo en directo de la playa con el sonido de las olas del mar, envolviendo a los neoyorquinos en las sensaciones que han aupado y fomentado el desarrollo de Hollister.
La atención del público está garantizada, y es más que probable la entrada en la tienda. Aunque también es agradable encontrar un lugar desde el que contemplar tranquilamente el paisaje que nos ofrecen y que sin duda imprimirá la marca en nuestro subconsciente gracias a las emociones que despierta. Te dejo un pequeño vídeo para que puedas sentirlo:




Noticia leída en DS Universe Blog